ALREADY KNOW YOUR NEXT DESTINATION?
DOWNLOAD YOUR FREE AUDIOGUIDE

La Macarena

La Macarena (25)

El barrio de La Macarena es uno de los más tradicionales de la ciudad, y está repleto de iglesias barrocas, antiguos bares y sinuosas callejuelas.

Es habitual que los turistas ignoren esta zona de Sevilla, pero nosotros te recomendamos que des un paseo por aquí, especialmente por la mañana, cuando la calle Feria se llena de puestos de pescado fresco y verduras. Esta calle es la más comercial y animada de La Macarena, sobretodo los jueves, cuando se celebra su popular y antiguo mercadillo. En cambio, si optas por un paseo a media tarde, te darás cuenta que es entonces cuando los sevillanos se arremolinan alrededor de los bares para tomar unas tapas y beber algo. Uno de los locales más populares del barrio es “El Rinconcillo”, fundado en el año 1670 y del que se dice que es el bar más antiguo de Sevilla.

Se afirma que ya durante la dominación romana existía en este lugar un importante núcleo de población. Es más, se piensa que el nombre del barrio proviene de la diosa romana Macaria, hija de Hércules. De esa época también data la antigua fortificación que más tarde, en el siglo XII, los almorávides transformarían en la espléndida muralla que puedes ver en la actualidad. Además, desligado del muro, encontrarás el Arco de la Macarena, un arco de triunfo que desgraciadamente se ha ido deformando con las distintas remodelaciones que ha sufrido desde su edificación, en el siglo XVI.

Otra de las construcciones clave de este barrio es el palacio de las Dueñas, un edifio mudéjar del siglo XV que es la residencia de los duques de Alba. En esta bella casa palaciega, donde destaca su espectacular patio central, nacieron los poetas Manuel y Antonio Machado, ya que eran hijos de un empleado de los duques. Sin embargo, no te hagas ilusiones, ya que tan sólo puede visitarse si se solicita permiso previo por escrito. 

Por último, de entre las numerosas iglesias y conventos que encontrarás en la zona, destacan el monasterio de San Clemente, la iglesia de San Pedro y el convento de santa Paula. Tampoco te olvides de visitar la característica Torre de don Fabrique y, sobretodo, la Basílica de la Macarena

This website uses cookies to ensure you get the best experience on our website

ACCEPT
+ INFO