ALREADY KNOW YOUR NEXT DESTINATION?
DOWNLOAD YOUR FREE AUDIOGUIDE

Museo de Historia Natural (Naturhistorisches Museum)

Museo de Historia Natural (Naturhistorisches Museum) (35)

Abierto al público en 1889, el Museo de Historia Natural, es un imponente edificio idéntico en aspecto al del vecino Kunsthistorisches Museum, que fue diseñado por los mismos arquitectos: Gottfried Semper y Karl von Hasenauer.

A través de una vasta colección presentada en una supericie de 8700 metros cuadrados, este museo te ilustra sobre la historia de nuestro planeta, con colecciones dedicadas a diferentes áreas, como la de zoología, geología o arqueología.

En la primera planta, por ejemplo, podrás ver las salas dedicadas al mundo animal, en las que podrás ver información referente a toda clase de especies, desde los protozoos hasta los mamíferos más evolucionados, pasando por toda clase de insectos y aves. 

Aquí se exhiben centenares de animales disecados, algunos de ellos de gran antigüedad. La colección incluye valiosos ejemplares de animales ya extintos y otros de especies en grave peligro de extinción, lo que supone una importante fuente de información para los zoólogos.

El Naturhistorisches Museum posee varias piezas de gran valor. Para empezar, y una de las grandes estrellas del museo, el hall de los dinosaurios, donde se exponen los esqueletos de un Iguanadon, un Allosaurus y de un Diplodocus, el dinosaurio que ostenta el honor de ser el mayor animal vertebrado terrestre que jamás haya existido. En segundo lugar, entre los fondos de la colección de mineralogía figura un topacio gigante de 117 kilos de peso, que fue un regalo de la emperatriz María Teresa a su marido, el emperador Francisco I. 

Finalmente, entre sus fondos de escultura prehistórica, que figuran entre los más importantes de Europa, se encuentra la llamada Venus de Willendorf. Encontrada en la Baja Austria, esta oronda estatuilla es un símbolo de la fertilidad, y los expertos han determinado que tiene una antigüedad de unos 25.000 años. 

Si a todo esto sumamos un entorno arquitectónico envidiable por su belleza, y el hecho de que el Naturhistorisches Museum organiza continuamente interesantes exposiciones temporales, deberás reconocer que se trata de un espacio fascinante en el que aprender sobre nuestra evolución y la del planeta en el que vivimos. Además tiene el encanto de un museo como si fuera sacado de una de las películas de Harry potter pero con novedosas técnicas de presentar las piezas. 

Si vas con niños la visita será un acierto (además, no pagan entrada hasta los 19 años) y si vas sin niños te sentirás como tal y seguro te encantará. Ah! Y no olvides pasarte por su tienda hay interesantes cosas y su decoración es única.

ALL POINTS OF INTEREST
This website uses cookies to ensure you get the best experience on our website

ACCEPT
+ INFO